Alimentos y transporte llevan inflación a niveles por encima de meta fijada

El mes pasado se registraron alzas de los precios de los pasajes.

Los precios de los alimentos y de los pasajes de transporte han generado presiones que han llevado la inflación a niveles por encima de la meta definida por las autoridades. Al cierre de noviembre la tasa inflacionaria interanual se situó en 5.26 %, un nivel superior al rango de 3 a 5 % esperado por el gobierno dominicano.

Solo los precios de los alimentos han aumentado 8.8 % en los últimos doce meses. Solo en noviembre, cuando la tasa de inflación de alimentos y bebidas no alcohólicas fue de 1.45 %, la incidencia de las cotizaciones de varios productos fue intensa. Los precios de los tomates se dispararon 10.12 %, los huevos un 8.39 %, el pollo fresco un 7.70 %) y las batatas un 5.01 %, según los datos publicados por el Banco Central de República Dominicana.

Entre tanto, el mes pasado se registraron alzas de los precios de los pasajes, junto a incrementos de los combustibles. El mes pasado los pasajes de transporte terrestre en autobús urbano aumentaron un 8.20 % y los de carro público un 4.83 % con respecto al mes anterior.

Luego de los meses de paralización de las actividades económicas para frenar la propagación de la pandemia del COVID-19, los precios de los alimentos y del transporte comenzaron a escalar a partir de junio y desde entonces han mantenido el ritmo ascendente. La reactivación de la economía, tras los meses del gran confinamiento, se unió a las ayudas de emergencia a los trabajadores y a las liberaciones de liquidez que autorizaron las autoridades para intentar reactivar la economía.

Hasta el mes de octubre, la actividad económica de la República Dominicana había registrado un retroceso de 7.7 %, una caída que pone fin a unas tres décadas de crecimiento del país. Las autoridades económicas estiman que el Producto Interno Bruto disminuya un 6 % al cerrar este año.

El costo de la inflación

Según los datos del Banco Central de República Dominicana, cada familia debió destinar, en promedio, un total de 36,802.70 pesos en noviembre pasado para costear sus gastos. Un mes antes el peso de la canasta familiar básica fue de 36,584.14 pesos.

Pero no para todos la situación es igual. A mayor nivel socioeconómico, más dinero se requiere para cubrir los requerimientos básicos. El Banco Central reportó que en noviembre el quintil 5 —que reúne la población con más recursos— destinó unos 61,073.05 pesos para costear sus gastos básicos, mientras que los más pobres debieron gastar 21,702.51 pesos en ese mes.

Fuente: Diario Libre

Comments

Be the first to comment on this article

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Go to TOP

Pin It on Pinterest